COMUNICADO: SE CIERRAN LOS ESPACIOS PARA LOS y las JÓVENES EN HONDURAS.

SE CIERRAN LOS ESPACIOS PARA LOS Y LAS JÓVENES EN HONDURAS.

NUEVA REPRESIONES EN LA UNAH.

Ayer viernes 16 de junio fue el día señalado por las autoridades de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras para realizar las Audiencias de Descargo a los veinte (20) jóvenes estudiantes de la máxima casa de estudios de nuestro país, detenidos al manifestar su apoyo a sus compañeros Cesario Padilla, Moisés Cáceres y Sergio Ulloa, quienes acusados por las autoridades universitarias, fueron declarados culpables el pasado 7 de junio por un Tribunal de Sentencia de la CSJ del supuesto delito de Usurpación.

ACI PARTICIPA, fiel a su compromiso con la defensa y promoción de los derechos humanos en Honduras, se hizo presente a los predios de la Universidad, para velar que tales procedimientos a los que eran sometidos los y las estudiantes, se enmarcaran en las garantías constitucionales y los derechos consignados en la Convención Americana de Derechos Humanos y otros convenios internacionales de los que el Estado de Honduras es signatario.

Estos procedimientos que son los instrumentos utilizados por las actuales autoridades universitarias, que inquisidoras, intentan así ponerles mordaza a los y las jóvenes que levantan la voz para revindicar su derecho a la participación activa en la vida y en la historia de la Universidad actual, se han vuelto prácticas recurrentes que denotan la incapacidad, la incompetencia y la falta de tolerancia de tales funcionarios, para atender las demandas de quienes se atreven a pensar y a expresar su opinión.

Nuevamente, lo que expresamos arriba, se hizo evidente ayer en la ciudad universitaria convertida en un Tribunal de la inquisición. Los y las jóvenes estudiantes por turnos fueron enfrentando a más de una docena de funcionarios universitarios encargados de realizar las Audiencias, mientras tanto en los predios aledaños, cientos de estudiantes que no se sienten intimidados, ni le tienen miedo a los que les tienen miedo, les hacían sentir su apoyo solidario. Pero, tampoco faltaron los cuerpos represivos del Estado, con o sin uniforme, que también allí estuvieron presentes y actuaron, como de costumbre, con golpes, gases lacrimógenos y detenciones ilegales.

La actuación policial, a petición de parte, porque la Universidad Nacional es “Autónoma”, aparte de los estudiantes golpeados y heridos, dejó como saldo la detención de seis (6) estudiantes más, que fueron trasladadas a los separos policiales del CORE VII. Cinco mujeres y un hombre son las personas detenidas y sus nombres son: Gloria Sarahí Mejía, Génesis Aracely Andino, Tiffany Zúniga, Karen Gisselle Pineda, Any Raquel Blanco y Tony Barahona Cruz.

ACI PARTICIPA, condena este nuevo acto de brutalidad policial instigado por la falta de espacios de diálogo, de reflexión y análisis abiertos, que permitan horizontalmente a los y las estudiantes expresar sus criterios, sus intereses o confrontar con argumentaciones sólidas y coherentes, las disposiciones que verticalmente han sido tomadas desde la Rectoría de la Universidad y que afectan a la comunidad universitaria.

Así mismo, ACI PARTICIPA, exhorta a las autoridades universitarias y al Estado de Honduras mismo, que cesen la campaña de estigmatización y criminalización en contra de los y las estudiantes de nuestra Universidad, quienes al ver cerrados los espacios, se ven forzados a ejercer acciones de presión para hacerse escuchar. Deben entender que los problemas con el estudiantado que disiente, no se resuelven sometiéndolo o aplastándolo con la brutalidad. Se resuelven con el diálogo, la inteligencia y la razón. Los y las jóvenes van a la Universidad a abrir sus mentes, a explorar nuevos saberes y potencialidades, a pensar, cuestionar y cuestionarse y la búsqueda de soluciones civilizadas a los conflictos. No van a que los domestiquen adultos con títulos. Si ese es el futuro y el presente que tienen en la Universidad, mejor será que se vayan directamente a los cuarteles.

ACI PARTICIPA, exige a las autoridades el respeto de las garantías y de los derechos humanos de los estudiantes de la UNAH en todo el territorio nacional y la pronta liberación de las personas que fueron detenidas y cuyos nombre están supra citados. Le recuerda al gobierno actual, que la violación por acción u omisión de los derechos consignados en la Convención Americana de los Derechos Humanos, conlleva responsabilidad internacional para el Estado de Honduras.

ACI PARTICIPA también aplaude la postura valiente de las demás organizaciones defensoras de los DDHH, que han permanecido vigilantes de las actuaciones de las autoridades universitarias y del Estado en contra de los estudiantes. Mención especial merece la Oficina del Alto Comisionado de la Naciones Unidas para los Derechos Humanos, OACNUDH, que por realizar su mandato en Honduras, es víctima de ataques por parte de la Rectoría de UNAH y de un sector de periodistas pro gobiernistas. ACI PARTICIPA excita a la OACNUDH a continuar su labor. Los cuestionamientos de los violadores de los DDHH, solo demuestran que están haciendo bien su trabajo.

¡ALTO A LA CRIMINALIZACIÓN DE LOS ESTUDIANTES!

Tegucigalpa, MDC, 17 de junio de 2017.

ASOCIACIÓN PARA UNA CIUDADANÍA PARTICIPATIVA.